Iniciar
EnglishEspañol
Estado de la Reserva de Biósfera Maya
 

La RBM tierra de Jaguares

El jaguar (Panthera onca), el felino más grande de América

 

Está dentro de la RBM el área con la mayor densidad de jaguares del mundo?


El jaguar (Panthera onca) es el felino más grande de América y el tercero más grande del mundo. Originalmente distribuido en prácticamente todo el continente, en la actualidad ha sido extirpado de muchos sitios, en algunos casos países enteros y sus poblaciones se encuentran en parches muy fragmentados.


La especie se encuentra en la cima de la cadena trófica y por este hecho, sumado a que es un animal de rango amplio, es un indicador importante de la integridad de los ecosistemas. Además de la importancia ecológica, los jaguares han sido símbolos fundamentales de prácticamente todas las culturas americanas, antiguas y contemporáneas. Artefactos y evidencias arqueológicas de los mayas prehispánicos muestran una profusa utilización de la iconografía del jaguar en elementos tan distintos como productos de alfarería, instrumentos musicales, edificios e incluso nombres de nobles, gobernantes y órdenes militares.

Asechando en el bosque

La RBM es el último reducto de poblaciones significativas de jaguares en Guatemala y se estima que pueden existir hasta 800 individuos dentro de sus límites. Estimaciones de densidades han sido realizadas usando estudios de trampas cámara durante los últimos 15 años y existen datos robustos de al menos 8 sitios. Los resultados de estos estudios indican que en la zona de Carmelita-AFISAP se ha registrado la densidad más alta de jaguares de Guatemala y también de toda la literatura conocida sobre jaguares obtenida mediante el uso de métodos de trampeo de cámaras. Es particularmente notable que esta densidad (11.3 individuos por cada 100 km2) ocurre en un área con antecedentes recientes de aprovechamientos forestales de las concesiones comunitarias de Carmelita y AFISAP. Aunque algunos detalles sobre la temporalidad y el método de obtención de este valor de densidad indican que se requiere de prudencia, sin duda, el área en cuestión es un sitio excepcional para la conservación de la especie. La expansión de la gama de métodos usados en el estudio de los jaguares permitirá en el futuro próximo confirmar que esta área es la que tiene la densidad de jaguares más alta registrada en todo el rango de distribución de la especie y por lo tanto en el mundo.


Finalmente debe decirse que para mantener viables las excepcionales poblaciones de jaguares de la RBM es necesario continuar con el fortalecimiento de las Unidades de Conservación y reforzar las alianzas entre organizaciones de Gobierno y sociedad civil para garantizar la permanencia de estas poblaciones a perpetuidad.